AUDI Q5 2021? SUV Top 3 ???? Etiqueta ECO ???? Mild Hybrid ???? ¿X3 y GLC?

El Audi Q5 llega a Arrancamos!?, tu canal referencia del mundo del motor, para lucir toda la tecnología, experiencia dinámica y saber estar que Audi puede ofrecer a día de hoy en un SUV. El Audi Q5 gasolina de acceso es el 45 TFSI quattro S tronic 7 vel. Con 265 CV, 370 NM de Par Motor y una aceleración de 6,1 segundos en el 0-100 km/h. El lavado de cara de la segunda generación de momento sólo tiene dos versiones más, ambas diesel, de 163 y 204 CV. La versión que probamos se beneficia de una hibridación ligera de 12V que le da la etiqueta Eco, aunque sólo vale para aumentar el PVP y apenas se nota en ningún momento. A partir de 60.010 euros, la factura engorda hasta los 80.000 de nuestra unidad a poco que le metamos algún extra. Como muestra, de serie viene con llantas de 18 pulgadas y el Q5 que hemos probado nosotros viene con unas de 20” que cuestan 1.615. El color verde distrito metalizado cuesta 1.280 euros, yo no los pagaba, pero hay hasta colores especiales que cuestan 3.300 euros. El acabado S Line de nuestra unidad, que le da un toque deportivo tanto por dentro como por fuera, suma 6.100 euros a la factura final. La marca de los cuatro aros ha hecho un SUV familiar realmente interesante. 4,68 metros, 5 plazas interesantes aunque la central trasera penaliza con un gran túnel central. 2,81 metros de batalla, lo que denota un equilibrio bastante trabajado en formas exteriores y espacio interior. Nos ha asustado mucho el consumo: homologa 8,8 en WLTP, pero nosotros no hemos podido bajar de 10, y los episodios en ciudad, sin ser especialmente heavys por el uso del acelerador, han pasado de 19 litros. Ahí es nada. La capacidad, potencia y dinámica de nuestro Audi Q5 gasolina no justifica su precio siendo complicado que lo amortices con respecto a sus versiones diesel. Pero la verdad es que es una delicia conducir un coche que, aunque está cerca de las dos toneladas (1,835 kilos), se mueve bastante bien y ligero gracias a su tecnología a borbotones, ya que la suspensión neumática, la altura variable de la carrocería en función de tus necesidades y sus 265 CV bien calzados te facilitan bastante la vida, siempre con una tracción quattro y un cambio automático que funcionan juntos realmente bien, con un gran servicio de las levas que siempre actúan con velocidad. A nivel estético, por fuera, no hay mucho que contar, ya que un coche tan grande con un ligero restyling no es terreno abonado para lucirse a nivel estético, pero sus líneas son fluidas y detalles como los faros led y una enorme parrilla, deportiva y robusta, casi obran el milagro. De nuevo escapes falsos, aunque las llantas de 20 pulgadas son realmente estéticas. Las virguerías de los faros led y oled son increíbles, lo más chulo del coche a nivel estético. Por dentro hay mucha calidad, detalles, ajustes, materiales de los buenos… de verdad que merece la pena apreciar de primera mano todo lo que ofrece un Audi de lo mejor rematado que hemos visto en los años que llevamos probando coches… y hemos probado una barbaridad, te lo puedo asegurar. El virtual cockpit, las pantallas táctiles, lo configurable que es todo, la facilidad para llegar a todas partes en el sinfín de menús que presenta… de verdad que la comodidad, el confort y la elasticidad camaleónica para ser deportivo, cómodo, familiar, ecológico… todo lo que necesites, es realmente fantástico. Aunque lo de ecológico hay que entrecomillarlo, porque es cierto que tiene etiqueta Eco, pero el consumo y los 200 gramos de CO2 de media que emite por kilómetro desacreditan completamente el etiquetado y toda la idea ecológica que pueda vender la marca. Nuestra unidad cuesta más de 81.000 euros, muchos, y como no es fácil bajar de 10 litros a los 100 kilómetros, ya te digo que como inversión, es un coche para alguien que no tenga ningún problema de dinero. Sin embargo, a nivel dinámico, el coche se mueve muy bien. Nos gusta el trabajo de dirección y suspensiones, amén de contar con los modos de conducción, que tunean mínimamente las prestaciones y sensaciones del coche. Se nota el peso, y el centro de gravedad, desde luego, no es el de un deportivo, pero te lo puedes pasar mínimamente bien al volante. En la escala ‘Me lo compraría’, la nota del Audi Q5 es 8,1. Es un coche que cumple las expectativas y las multiplica, pero por el precio que cuesta debería estar mejor equipado de serie, amén de ponerse a dieta y perder unos cientos de kilos para que el consumo no sea tan elevado. Chapeau por los nuevos grupos ópticos.

no-results-found-news-tabs
Ver más {{percentLoaded}}% loading...

pruebas

no-results-found-news-tabs
Ver mas {{percentLoaded}}% loading...