SUZUKI JIMNY PRO ? Juguete Mini 4x4 para empresas y autónomos ???????? nº 1

El Suzuki Jimny vuelve a la carga, pero esta vez, lo hace con matices, ya que para poder seguir vendiéndose necesitaba una excusa y la ha encontrado: se ha vuelto profesional. Ahora, empresas y autónomos pueden seguir disfrutando de un auténtico 4x4 en tamaño de bolsillo para que les eche una mano en el trabajo diario y, también, por qué no, para disfrutar de la vida fuera de lo negro los fines de semana, dando rienda suelta a tu imaginación para descubrir nuevas rutas y abrir nuevos caminos. A prueba en Arrancamos!?, tu canal referencia del mundo del motor en Youtube, el Suzuki Jimny Pro 1.5 de 102 CV y cambio manual de 5 velocidades. Lo de renovarse o morir es un dicho que se tomaron muy al pie de la letra en Suzuki. La avalancha de pedidos del Jimny y la imposibilidad de satisfacer la demanda les ha llevado a idear una treta, una argucia, para sortear la “bendita” ley de los 95 gramos, que hace que todas las marcas estén como locas buscando equilibrar su gama para no pagar multas por exceder la media de emisiones de CO2. Suzuki vio que, la única manera de mantener en el mercado al codiciado Jimny, era convertirlo en furgón, en N1, para no tener que invertir un dineral en hibridación y tener que subir precios y, por tanto, que bajara el interés del personal. Y lo que hemos probado esta última semana es una auténtica joya de tiempos pasados, un coche que raya los tres metros y medio de longitud, con bastidor de largueros y travesaños, a la antigua usanza, unido a un pequeño motor atmosférico de 4 cilindros y una tracción excepcional, bien propulsión, bien 4x4, bien reductora 2 a 1, poner en el mercado un auténtico devorador de zanjas, piedras, caminos rotos y “salvaobstáculos” de primera. No es un portento en lo mecánico, pues en la parte propulsora el motor es bastante básico. Es cierto que sus 102 CV son suficientes casi siempre porque no necesita mover más que 1.100 kilos, lo que pasa es que su reductora, junto a unas buenas ruedas de tacos (las de serie, M+S, buscan un equilibrio entre asfalto y off road) son capaces de salvar casi cualquier obstáculo. Sus cotas de entrada, salida, vadeo, etcétera, no están al alcance de ningún rival, y con sólo 2,25 metros de batalla, con su agilidad inherente, puede con prácticamente todo. Y eso, a pesar de unas aceleraciones pobres y un Par Motor de sólo 130 Nm. Sin embargo, cuando muchos vean que, por el camino, ha perdido los asientos traseros, la pantalla multifunción del navegador, los faros led y alguna chuche más, pues será complicado que caiga en la tristeza, aunque si luego ves el precio, sólo 21.490 euros, pues la tristeza se troca en alegría, y es que el tema de ahorrarse el impuesto de matriculación e, incluso, poder evitar el IVA, si puedes acreditar que va a ser cien por cien para trabajar, la cosa se convierte, a nuestro juicio, en un pequeño chollo. Y es que su maletero, de 863 litros, se nos antoja bastante capaz, con formas muy aprovechables, a pesar de que el conjunto no puede pasar de un máximo de 1.435 kilos de peso. A la hora de conducirlo, hay que ser conscientes de lo que llevamos. Si haces un poco el bruto, si no tienes cuidado, igual te llevas un buen susto, pues su agilidad se puede convertir en facilidad para volcar si eres un poco agresivo con el volante y los cambios de dirección. La altura mínima al suelo es de 21 centímetros y el flanco de las ruedas es generoso, así que, unido a la tolerancia de las suspensiones, pensadas más para off road que para asfalto, pues la cosa tiene su puntito de adaptación. El coche es ruidoso en general, las tres primeras marchas son muy cortas, puedes circular en quinta a 50 km/h sin ningún problema y en nuestra prueba nos hemos dado cuenta de que puedes hacer cruceros gastando en torno a 6,5 litros a los 100 km, pero ojo, porque al ser un vehículo profesional la ley dice que no puedes pasar de 90 km/h en autopista. Es cierto que su velocidad máxima apenas llega a los 145 km/h pero es muy fácil superar los 100 km/h a poco que te despistes. Por cierto, se ha anunciado en estos días que el Jimny volverá a tope en 2024 gracias a la hibridación, pero tras hablar con las más altas esferas nos han comunicado que nos tomemos con calma esta información y que aún pueden pasar muchas cosas. En la escala "Me lo compraría" la nota del Suzuki Jimny Pro es de 8,5. El precio final nos ha encantado, incluso el consumo, pero esto no es nada al lado de sus prestaciones 4x4. Pero claro, muchos detalles quitan nota, como los únicos dos asientos, la ausencia de navegador y pantalla multifunción, la limitación de velocidad...

no-results-found-news-tabs
Ver más {{percentLoaded}}% loading...

pruebas

no-results-found-news-tabs
Ver mas {{percentLoaded}}% loading...